Blogia
De la parte Berlanga

Te lo cambio...

Te lo cambio...

 Abside de San Martín, de Fuentidueña (Segovia) trasplantado a Nueva York

Tras la desamortización, la ermita de San Baudelio de Berlanga, pasó a manos de particulares. Doce fueron los vecinos de Casillas, aldea próxima al lugar, que la adquirieron a finales del siglo XIX y que vendieron sus maravillosas pinturas a un coleccionista americano.

Ocurrió en el año 1922, siendo su repercusión de tal magnitud que tuvo que intervenir el Estado para prohibir su venta. Vendedores y compradores recurrieron y, en 1925, el Tribunal Supremo falló a su favor. El vacío legal en la materia hizo posible esta transacción, aunque también dio pie a la legislación de protección del patrimonio histórico español que se plasmó en la ley de 1933. Pero el caso es que la mayor parte de las fastuosas pinturas que decoraban por entero la ermita partieron a América donde están repartidas en diferentes museos. La ermita quedó expoliada. Sólo algunas partes de difícil acceso se salvaron de la rapiña. Del resto no quedaron más que las huellas, que dan una fantasmal idea de lo que debió de ser aquello, aunque basten para dejarnos con el ánimo en suspenso.

La historia no termina aquí. En 1957 el Museo Metropolitano de Nueva York hizo una extraña oferta al Estado español que fue aceptada de inmediato: cambiar algunas de las pinturas de San Baudelio (las de tema profano) por el ábside del siglo XII de la iglesia de Fuentidueña de Segovia. El intercambio se hizo en calidad de depósito indefinido de ambos patrimonios y sigue en vigor. Las pinturas “cedidas” están ahora expuestas en el Museo del Prado y el ábside románico de Fuentidueña en el Museo de los Claustros de Nueva York. (Extracto de J.E. Libertad digital)

La cabecera y el presbiterio de la iglesia de San Martín de Fuentidueña se llama ahora The Fuentidueña chapel, y sirve de sala de conciertos de música medieval en la sección The Cloisters del Metropolitan Museum of New York. El intercambio incluía además la restauración de la otra iglesia románica del pueblo, la de San Miguel.

Cómo se ve, en aquella época eramos proveedores preferentes de los Estados Unidos. No solo les dejabamos instalar bases militares a discreción, sino que les surtíamos de obras artísticas y arquitectónicas de las que siempre hemos estado sobrados. ¡Total, por cuatro piedras!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Administra2 -

No estamos de acuerdo en lo de que "conservamos bastante intacto el patrimonio". Las pérdidas han sido enormes y constantes. Ya lo dices tu que la culpa fue de Mendizabal y del Gabacho, pero a veces los mayores enemigos del patrimonio son los propios vecinos

Pablo -

Por suerte no somos muy conscientes del desastre de ventas y donaciones de patrimonio que se ha hecho en toda España, como ocurrió con el Monasterio de San Pedro de Arlanza, cuna de Castilla y por ende de España, vendido a trocitos a los americanos. Eso sin hablar del destrozo que los franceses hicieron 100 años antes y un poquito después Mendizábal. Y es que el hambre puede más que el amor al arte. Aún así conservamos bastante intacto el patrimonio. Y también hay que decir que a veces las cosas están tan olvidadas que uno llega a pensar que más vale conservar "los trozos" bien acondicionaditos en un museo en cualquier parte del mundo que verlos caer machacados y mutilados como el castillo de Galve de Sorbe. Nos avergüenza lo que pasó en 1922 con San Baudelio, pero en el s. XXI siguen pasando cosas vergonzosas con nuestro patrimonio.

Valeranica -

Esto va dirigido a "a cada uno lo suyo". San Baudelio siempre se ha apellidado de Berlanga, y te voy a decir mas, la unica relacion que tiene Caltojar y Casillas es la de quedar en su termino, pero San Baudelio de BERLANGA, ya salia relacionado en el 1134 con Berlanga (cuando el arciprestazgo de Berlanga y con el monasterio de San Baudelio pasaban a la diocesis de Siguenza) antes de que existiera casillas y Caltojar, es decir esta relacionado con Berlanga. Es mas la relacion con Casillas y por ende con Caltojar viene por la nueva reorganizacion administrativa llevada a cabo en el S.XIX. Yo no digo que sea propiedad de Berlanga unicamente, pero tampoco lo es de Caltojar ni de Casillas, eso es de todos.

el de tiermes -

cuando visité el Metropolitan me llevé un susto de narices al entrar a una sala enorme y verme un retablo barroco de la catedral, creo recordar, de Valladolid. nunca se me habría podido imaginar que nuestro arte pudiera exportarse/expoliarse, como los frisos del Partenón, o las tumbas faraónicas. eso me hizo valorar más lo que teníamos -las cuatro piedras- y me entristeció por dejarnos 'comprar' -por cuatro duros- el patrimonio histórico y artísitco. en aquel viaje no sabía de la existencia de los cloisters, pero no sé si me habría acercado para evitar otro jamacuco. o igual sí, que al fin y al cabo uno tiene el alma de madera masoquista.
genial el artículo del 'ideal'. si en el fondo Bush tiene un aire muy castizo, ay dios.

juancar347 -

¡Total por cuatro piedras! ¡Y qué piedras, querido amigo! Cada vez que escucho o leo algo relacionado con este atraco, me hierve la sangre. Fuentidueña entraba dentro de mis planes de visita, pero supongo que los contorsionistas que ando buscando -similares a los de la iglesia de la Virgen del Val, en Atienza- habrán hecho la travesía del Atlántico. Otra cosa: poco importa a qué municipio pertenece San Baudelio, porque, en mi opinión, porque por encima de cualquier municipio está el más importante de todos: Patrimonio de los Españoles.
Saludos a 'cada uno lo suyo' y un abrazo para ti, amigo berlangués.

A cada uno lo suyo -

La ermita es "San Baudelio de Casillas de Berlanga", y pertenece al municipo de Caltojar.
Haber si ahora los de Berlanga de Duero se la quieren apropiar igual que en 1925 los americanos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres